Ruidos y conductas molestas

Las molestias a causa de ruidos o conductas ruidosas son un conflicto habitual en las comunidades de propietarios. La gran mayoría de normativas municipales sobre ruido estipulan, un máximo de 35 decibelios durante el día y un máximo de 30 decibelios durante la noche.

Una manera de comprobar si se está superando dicho limite sería por ejemplo poder entender la televisión o las conversaciones de los vecinos desde su propia casa.

¿Qué hacer cuando los vecinos son molestos?
Lo primero que se recomienda es hablar con el causante de los ruidos de manera amistosa, si esto no funciona podemos recurrir a diferentes vías judiciales.

En Iborra Abogados contamos con una amplia experiencia en la gestión de comunidades de propietarios. Consúltanos sin compromiso.

¿Necesitas ayuda?

Contáctanos sin compromiso

Contactar

Eventos

Adéntrate en el mundo de la empresa de la mano de Iborra Abogados

Más información
sub-eventos

Últimas noticias

Contacta con nosotros

¿Necesitas asesoramineto legal? Somos tu defensa, envíanos un mail y contactaremos lo antes posible.

Donde estamos

Formulario de contacto